Ruta Covatilla / El Cabaco

22 / 06 / 2019

Era una mañana de un día antes de la Noche de San Juan. Recién estrenado el verano MSP hace una nueva incursión en las carreteras de la Sierra de Salamanca.

 

Preparada la salida
Preparada la salida

A las 9,45 puntuales esperaban José Hornet, Sebas GS, Luis GS y Luis Con. Llega José Ángel Erasmus. Poco a poco llego el resto de la expedición: Adell, Juan Antonio y Jesús Yayo. Miguel y María acudieron a saludarnos, habían decidido hacer ellos una expedición al entorno Segovia Madrid. 

Apenas daban las 10 nos pusimos en marcha dirección Alba de Tormes. Allí Miguel y María nos dejaban, el resto tomamos dirección Ejeme, Galinduste y Armenteros. Se me despertaron recuerdos de mi época pueril, estudiando e y viviendo en el Colegio La Inmaculada bajo el amparo de Don Juan, que en paz descanse. allí tomamos dirección Mercadillo y Gallegos de Solmirón. Este tramo de carretera ya era malo en mis tiempos y sigue igual o peor, había que tener cuidado. Una vez pasado Gallegos enfilamos dirección Santa María del Berrocal y Piedrahíta, con un firme ostensiblemente mejor.

Va por vosotros
ou yeah!!
Al rico pincho

Llegamos a Barco de Ávila y tocaba parada para el pincho, conversación y sincronizar los intercomunicadores Luis y José Ángel, para que uno en cabeza y otro en cola pudiesen controlar al grupo. Ya conectados comenzamos la carretera hacia el puerto de la Hoya y allí tomamos el cruce a la izquierda hacia La Covatilla. El firme muy bueno pero tramos de curvas de 180º que daban vértigo al tomarlas. Adelantamos a ciclistas sufriendo en cada pedalada, no es para menos. Llegamos al alto, la estación estaba cerrada pero disfrutamos de las vistas tanto en la subida como ahora en la parada. Conversación sobre tipo de moto, confortabilidad de asientos de gel,… ; cosas de moteros, estos moteros están locos. 

Bonita foto de grupo

Después de la parada tocaba bajar. Las curvas en la bajada son todavía peores, pero con precaución se consigue llegar correctamente. Una vez abajo llegamos a la carretera de Béjar. Allí nuestro compañero Luis GS nos deja, regresa a Salamanca. 

El resto de la expedición toma dirección La Calzada de Béjar, Sequeros y finalmente llegamos a El Cabaco, diriguiendonos hacia el Chiringuito del Camping. Alli amablemente nos esperan Javier y Sori para agasajar nuestros estómagos con una buena parrillada. Sori, Javier y su hija Mónica se sientan con nosotros a comer, todo un placer compartir mesa. La sobremesa muy entretenida con «historias de la puta mili», que impidieron que algunos se retiraran a su siesta de rigor. 

Entretenida sobremesa: «Historias de la puta mili»
Gran lugar sin dudarlo

Apenas llegaban las 18 horas cuando recuperamos nuestros aperos moteros, nos despedimos de Javier, Sori y Mónica y volvimos a nuestra máquinas, bueno casi todos, Jesús Yayo se quedaba a cumplir compromisos sociales y luego volver a Salamanca. Muchas gracias a nuestros anfitriones, volveremos a vernos, un lugar recomendable para hacer una parada.

El resto nos dirigimos hacia Tamames y de ahí a Guijuelo. Nada más bajar de las motos nos dirigimos al bullicio de la plaza Julián Coca. Sacamos los tickets de la salida del domingo y nos apartamos del jaleo para tomar algo más tranquilamente, no sin antes saludar a nuestros compañeros David Kawa y David Alonso que estaban allí para ver la exhibición.

Acabamos nuestras consumiciones y otra vez a la moto, para volver a casa. En esta ocasión tomamos la autovía para llegar antes a una velocidad adecuada de 120 Km/h. Antes de las 20 horas estabamos entrando en Salamanca. Había sido otra buena jornada de moto (320 Km) y de disfrute Mesepero. 

Galería Fotos

¡¡¡UNA MÁS Y UNA MENOS!!!